Hispanos Sin Fronteras Comunidad Social. Somos Totalmente Nueva, Gratis y Seguro!

Por qué Ecuador y Venezuela quieren tener lejos a la economía de Colombia

Tags:
Redacción
BBC Mundo
 
Tienda en Tachira
Image copyrightReuters
Image captionLas zonas fronterizas con Colombia de Venezuela y Ecuador experimentan problemas económicos.

Los gobiernos de Venezuela y Ecuador coinciden en estos días en advertir la existencia de amenazas para su prosperidad económica, asegurando en ambos casos que provienen de Colombia.

Y, contradiciendo un movimiento de integración comercial que duró décadas en gestación y en su momento fue visto como un gran logro político regional, ahora buscan en mayor o menor medida aislar sus fronteras de un nuevo "enemigo": el mercado colombiano.

La última manifestación fue la posición del gobierno del mandatario ecuatorianoRafael Correa, que el martes pasado exhortó a sus ciudadanos a no comprar productos colombianos.

"El orgullo de ser ecuatoriano debe evidenciarse, necesariamente, en brindar el apoyo a la producción nacional, arrimar el hombro en momentos complejos y difíciles, y preferir lo nuestro", dijo un comunicado oficial.

A lo que se suma que, en Venezuela, el gobierno de Nicolás Maduro lleva tiempo argumentando que el contrabando hacia Colombia juega papel importante en la escasez que se evidencia en muchos productos de primera necesidad en su nación. Eso, junto con la supuesta presencia de paramilitares colombianos, es uno de los argumentos esgrimido por las autoridades de Caracas para haber cerrado uno de los tramos más transitados de la frontera con Colombia.

Hace una década los tres países todavía sostenían que el futuro de su desarrollo se basaba, de modo importante, en profundizar sus lazos económicos, un ideal que se había manifestado antes en los acuerdos comerciales de la Comunidad Andina. Hoy, el discurso va en sentido contrario.

Lea: "De Venezuela uno vive"

Modelos distintos

Además de las innegables diferencias políticas entre Colombia y sus vecinos, está también la profunda divergencia en el manejo de sus economías.

Control aduanero en Venezuela
Image copyrightepa
Image captionLas autoridades venezolanas se quejan del contrabando proveniente de Colombia.

Las autoridades de Bogotá han seguido de cerca las reglas ortodoxas y tradicionales de la economía de mercado.

Pregonan el libre comercio y una intervención reducida del Estado en la economía.

Caso contrario a lo que ocurre en Venezuela, en donde el chavismo lleva una década y media construyendo el Socialismo del Siglo XXI, un modelo de intervención estatal fuerte en la economía, incluyendo controles y subsidios a productos de primera necesidad.

Los dólares rinden más

En Ecuador, por su parte, el gobierno de Correa lleva desde 2006 implementando un modelo económico más pragmático que el de Venezuela.

Junto a ambiciosos programas de gasto social y algunas restricciones a las importaciones, ha mantenido una peculiaridad heredada de gobiernos anteriores: el uso del dólar estadounidense como la moneda nacional ecuatoriana.

Una situación que ha dejado a sus zonas fronterizas con Colombia en una compleja situación económica.

El peso colombiano viene en caída libre por cuenta de las menores exportaciones colombianas de petróleo.

Mientras que el dólar estadounidense va fortaleciéndose, obviamente sin que el gobierno ecuatoriano tenga voz alguna en la manera como Washington maneja esa moneda.

Rafael Correa
Image copyrightap
Image captionEl gobierno de Rafael Correa ha pedido a los ciudadanos que no compren productos colombianos.

Por lo que un ecuatoriano, con los mismos dólares, puede comprar muchos más pesos colombianos que antes.

En enero de este año, un ecuatoriano con un billete de diez dólares en el bolsillo podía convertirlo en cerca de 23.000 pesos para ir de compras en Colombia.

Hoy podría cambiarlo por cerca de 31.000 pesos, un aumento de cerca de 35%.

Y por lo tanto le puede resultar muy atractivo cruzar la frontera y hacer sus compras en almacenes colombianos, en vez de hacerlo en locales ecuatorianos.

Lea: Por qué las cañerías en la frontera entre Colombia y Venezuela huelen a gasolina

Zona deprimida

El 18 de agosto pasado, el gobierno ecuatoriano declaró "zona deprimida" al área fronteriza con Colombia para poder ofrecer ayudas estatales a sus habitantes.

Y, ahora acude al patriotismo de todos sus ciudadanos para convencerlos de no comprar más productos colombianos, ante la imposibilidad de devaluar debido al sistema monetario dolarizado que heredó de sus antecesores.

Protesta en Ecuador
Image copyrightepa
Image captionVarios grupos sociales han venido adelantando protestas contra la política económica del gobierno ecuatoriano.

Pero los llamados de Correa no dejan de despertar escepticismo entre sus críticos.

"La gente trata de hacer lo que le conviene", le dice a BBC Mundo Gabriela Calderón, una economista y comentarista ecuatoriana afiliada al Cato Institute, un centro de investigaciones estadounidense de tendencia libertaria. *

"La gente no mira en dónde son hechos los productos, sino cuáles son más baratos", advierte, a la vez que asegura que a muchos ecuatorianos de bajos recursos "no les importa viajar siete horas desde Quito a (la ciudad fronteriza colombiana de) Ipiales a comprar una televisión que les va a salir mucho más barata".

Calderón dice que el sustancial diferencial de precios entre Colombia y Ecuador es también resultado de las barreras a las importaciones que el gobierno de Correa ha impuesto para proteger a la producción nacional.

"El gobierno encarece artificialmente muchos productos con las restricciones a las importaciones y después critica a ecuatorianos que van a comprar útiles escolares a Ipiales", asegura.

Y agrega que, incluso si fuera posible una devaluación en Ecuador, eso no resolvería lo que ella llama causas estructurales de los problemas en la economía de ese país, como una legislación laboral rígida y otras formas de intervención estatal que, en su opinión han deteriorado la competitividad de las industrias ecuatorianas.

Subsidios

Las diferencias entre el manejo de las economías se hacen mucho más sustanciales entre Venezuela y Colombia.

En particular, el subsidio y controles de precios que el gobierno venezolano ofrece a productos como la gasolina y varios alimentos de la canasta básica, generan un fenómeno que ha puesto a la economía venezolana en trayectoria de colisión con la colombiana.

Tienda en Caracas
Image copyrightreuters
Image captionEl gobierno venezolano subsidia los bienes básicos.

La enorme diferencia de precios de muchos de esos productos entre Venezuela y Colombia ha contribuido a que sea un gran negocio pasar los productos, legal o ilegalmente, de un lado a otro.

Esto, sumado a la existencia de una tradición de contrabando fronterizo que se remonta a décadas atrás, ha hecho que, en efecto, un volumen importante de productos venezolanos se desvíe hacia el consumo por colombianos.

Es difícil cuantificar, más allá de las zonas fronterizas, qué tanto ha influido este fenómeno en la escasez de muchos productos que se percibe en toda Venezuela.

Pocos dudan que, más allá del contrabando a Colombia, la producción privada de algunos de esos bienes ha caído en Venezuela, ya sea como parte de una estrategia de sabotaje contra la Revolución Bolivariana, como alega el gobierno, o como resultado de la pérdida de incentivos para la empresa privada, según insiste la oposición venezolana.

Más distancia

Juan Manuel Santos
Image copyrightepa
Image captionColombia ha criticado las restricciones en la frontera con Venezuela.

Independiente de esa discusión, resulta claro que es cada vez más difícil compaginar el libre comercio entre dos países con modelos económicos tan distintos, uno de los cuales subsidia masivamente sus productos básicos y otro que lo deja a los azares del mercado.

Y por eso, para bien o para mal, el libre comercio entre los dos países no parece tener un futuro muy promisorio.

En 2008, el comercio entre las dos naciones alcanzó más de US$7.000 millones anuales.

En 2014, dos terceras partes de ese comercio bilateral habían desaparecido y las ventas de lado y lado llegaban apenas a US$2.100 millones.

Este año, con partes de la frontera cerradas a término indefinido, todo parece indicar que seguirá de capa caída, a medida que las economías de Venezuela y Colombia se hacen cada vez menos compatibles.


¿Cómo luchar contra el desempleo juvenil en América Latina?

Tags:
Redacción
BBC Mundo
 
Joven
El desempleo juvenil es un problema persistente en América Latina.

En América Latina hay ocho millones de jovenes entre los 15 y los 24 años de edad que buscan trabajo y no lo consiguen.

Otros 27 millones de jóvenes de la región trabajan apenas en condiciones de informalidad, según indica la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

El desafío es encontrar empleo para 108 millones de jovenes de entre 15 y 24 años, de los cuales cerca de la mitad está en la fuerza laboral, de acuerdo a la OIT.

Aquí puedes ver el debate sobre empleo juvenil de BBC Mundo y el Banco Mundial

Un problema persistente

Una de las soluciones frecuentemente presentadas por los gobiernos es la que busca facilitar el "punto de entrada" de los jóvenes al mercado laboral.

Trabajador
Muchos jóvenes consiguen empleos en el sector informal.

Es conocido que muchos jovenes no consiguen trabajo porque les piden experiencia y no puede acumular experiencia por la falta de oportunidades de trabajo.

Cuando en BBC Mundo preguntamos a nuestros lectores su opinión sobre qué se debe hacer para que los jóvenes tengan mayor acceso al mercado laboral, la respuesta más compartida que nos llegó vía Facebook fue la que resumía Lilian Garcete desde Gonzalez Catán en Argentina: "Que dejen de pedir con experiencia".

Lea también: Los jóvenes que lograron superar la maldición del desempleo

Nuestro lector Jean K. Valdés Rincón agregó desde Santo Domingo: "Dejando de pedir dos años de experiencia y enfocándose en enseñar, como antes".

Por ello, algunos programas contra el desempleo juvenil buscan ayudar a los jovenes a tener esa "primera oportunidad", subsidiando a las empresas para que le ofrezcan un primer empleo.

Según la OIT, los programas de inserción laboral que incluyen pasantías son especialmente importantes.

Emprendedores para el empleo

En el Foro Jóvenes de las Américas, organizado en Panamá en la antesala de la VII Cumbre de las Américas que tendrá lugar el 10 y 11 de abril, varios jóvenes presentan sus propias ideas sobre cómo resolver el problema del empleo y otros temas del desarrollo de la región.

Las propuestas van a ser presentadas a un grupo de los mandatarios que asisten a la cumbre continental.

Francisca y Dalia Márquez
Francisca y Dalia Márquez proponen el emprendimiento como una solución para el desempleo juvenil.

Las hermanas Francisca y Dalia Márquez, venezolanas, de la organización Jóvenes Naciones Unidas, aseguran también que el reto de conseguir el primer trabajo es central para combatir al desempleo juvenil.

"Estamos apoyando los emprendimientos jóvenes. Muchas veces el profesional recién egresado no encuentra un empleo directamente relacionado con su profesión. Nosotros lo que hacemos es ayudar a que hagan un emprendimiento vinculado a su profesión. Por ejemplo, si es un ingeniero ambiental, que genere un producto innovador que sea beneficioso para el medio ambiente", indica Dalia Márquez.

Calidad del empleo

Otras iniciativas legales también buscan abaratar el costo de emplear a jóvenes, a veces eliminando requisitos legales que se exige a otros trabajadores.

Trabajador
Las iniciativas buscan facilitar el primer empleo para los jóvenes.

Pero en ocasiones, el resultado de esto son empleos de baja calidad, un problema que aqueja particularmente a los jóvenes.

"Seis de cada diez jóvenes que sí consigue ingresar al mercado laboral lo hacen en condiciones de informalidad", explicaba en agosto de 2014 la directora regional de la OIT, Elizabeth Tinoco, en un comunicado de la entidad.

Enfoque integral

Otros hacen énfasis en la necesidad de tener un enfoque integral en las políticas públicas frente al desempleo juvenil que privilegie la formación para el trabajo.

"Lo que muchos jóvenes estudian no es lo que el mercado necesita", le dice a BBC Mundo el académico colombiano Juan Carlos Guataqui, investigador visitante en la Universidad de Oxford y experto en política laboral de la Universidad del Rosario en Bogotá.

"En los países anglosajones, en particular, se otorga gran importancia al desarrollo de competencias que el trabajador puede aportar al ser contratado en una empresa", asegura el académico.

Oficina de empleo
Lo que muchos estudian no es lo que necesita el mercado laboral.

La importancia del estudio en la resolución del problema es también compartida ampliamente por nuestra audiencia.

Rodolfo Godoy, de Pucallpa, Perú, opina en la página de Facebook de BBC Mundo que la mejor solución para el desempleo juvenil es "prepararlos en el tiempo de colegio".

Mientras que nuestro lector Raydel Jimenez pide que "no los pongan a elegir entre el trabajo y el estudio".

La OIT asegura que los programas de mejoras en la calidad y el acceso a la educación y aquellos de formación profesional son considerados básicos para responder de forma más adecuada a las demandas cambiantes del mercado laboral y para permitir que los aspirantes a un puesto de trabajo sean más competitivos al momento de postular.


Agricultor paraguayo

Paraguay ha crecido de la mano de la agricultura.

Según los expertos económicos, 2014 será un año complicado para las principales economías de América Latina. La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) pronostica un crecimiento moderado del 2,6% para Brasil y Argentina, las primeras dos economías de Sudamérica.

Esa cifra está por debajo del promedio regional, estimado en 3,2%. México, la segunda economía de América Latina, crecerá apenas por encima: un 3,5%. En cambio, a varios países más pequeños les irá mejor, de acuerdo con estos cálculos.

Como viene ocurriendo hace varios años, entre los más destacados de Sudamérica estarán Perú (5,5%), Colombia (4,5%), Ecuador (4,5%) y Chile (4%).

Pero mientras que la expansión económica de estos países ha acaparado la atención de muchos, hay otras naciones más inesperadas que vienen creciendo a un ritmo sostenido y a tasas que serían la envidia de más de un país desarrollado.

Horacio Cartes y Evo Morales (foto: Presidencia de Paraguay)

Horacio Cartes de Paraguay y Evo Morales de Bolivia apuestan a que sus países sigan creciendo.

Un ejemplo es Paraguay, país que lideró el crecimiento económico de América Latina en 2013 con una tasa del 13%.

Según el Fondo Monetario Internacional (FMI), se trató de la cuarta mayor cifra de crecimiento en todo el mundo, después de Sierra Leona, Sudán del Sur y Turkmenistán.

Si bien ese guarismo fue excepcional y se dio como consecuencia de la fuerte retracción económica que había padecido el país el año anterior, por culpa de una sequía que afectó la producción de soja, las previsiones para 2014 siguen colocando a Paraguay entre las naciones con mayor crecimiento: 4,5%.

Otro caso llamativo es el de Bolivia, que tiene un pronóstico aún más alentador para 2014 (5,5%), y que viene manteniendo en los últimos años cifras de crecimiento por encima del 5%, lo que ha llegado a duplicar el desempeño de las grandes potencias de la región.

El secreto del éxito

Campo en Paraguay (foto: Getty)

Más del 50% del PIB de Paraguay depende de su campo.

Según el economista Carlos Machicado, director del Instituto de Estudios Avanzados en Desarrollo (Inesad), un centro de investigación en La Paz, Bolivia se vio beneficiada por una buena coyuntura externa que fue aprovechada con un eficaz manejo macroeconómico.

"Durante los últimos años el contexto internacional fue altamente favorable, con altos precios para los principales commodities que exporta el país: gas y minerales", afirmó a BBC Mundo.

Según Machicado, mucha de esa riqueza fue directamente a las arcas estatales gracias a la decisión de Evo Morales de nacionalizar los hidrocarburos, lo que favoreció el crecimiento del país desde 2006.

Por otra parte, Bolivia también se vio beneficiada por una iniciativa internacional para ayudar a los países más pobres, que condonó muchas de sus deudas.

Previsiones de crecimiento para 2014

  • Argentina: 2,6%
  • Bolivia: 5,5%
  • Brasil: 2,6%
  • Chile: 4%
  • Colombia: 4,5 %
  • Costa Rica: 4 %
  • Cuba: 3%
  • Ecuador: 4,5%
  • El Salvador: 2,6%
  • Guatemala: 3,5%
  • Haití: 4,5%
  • Honduras: 3%
  • México: 3,5 %
  • Nicaragua: 5 %
  • Panamá: 7%
  • Paraguay: 4,5 %
  • Perú: 5,5%
  • República Dominicana: 5%
  • Uruguay: 3,5%
  • Venezuela: 1%

Fuente: Cepal

También Paraguay logró la mayor parte de su crecimiento gracias al auge de las materias primas, en particular la soja, los granos y la carne.

Según Fernando Masi, director del Centro de Análisis y Difusión de la Economía Paraguaya (Cadep), más del 50% del Producto Interno Bruto (PIB) de Paraguay depende de las exportaciones agrícolas, que aumentaron fuertemente en los últimos años.

En cambio, en países como Brasil y Argentina hay una mayor participación del sector industrial en el PIB. Por eso, la caída en la producción afectó el crecimiento de estos países, destacó el experto.

Pobreza

Lo llamativo del crecimiento económico que experimentan Paraguay y Bolivia es que son dos de los países más pobres de la región.

Los últimos datos oficiales del país andino, que datan de 2011, muestran que el 45% de la población es pobre y el 20,9% extremadamente pobre.

En Paraguay –el país más desigual de la religión- datos de la Cepal del mismo año muestran una pobreza del 49% y una indigencia del 28%, aunque según Masi esas cifras se han reducido.

Para los expertos, hay un motivo principal por el cual estos países no han logrado rebajar sus índices de pobreza, a pesar de su buen crecimiento económico: la falta de empleo formal.

"En Bolivia más del 60% de la economía es informal", explicó Machicado.

En tanto, en Paraguay una gran parte de la población trabaja en el sector rural, donde hay poco empleo formal.

Además, existe una altísima evasión tributaria, por lo que el Estado cuenta con pocos ingresos.

Confianza

Pobreza en Bolivia (foto: Getty)

El desafío de Bolivia es reducir su pobreza.

Otro problema de estos países, a diferencia de Chile, Colombia o Perú, es la falta de continuidad en sus políticas públicas.

"Los gobiernos no generan confianza", afirmó Masi.

De acuerdo con este economista, los vaivenes políticos que vivió Paraguay tras la destitución de Fernando Lugo, en 2012, y las medidas populistas adoptadas por Morales (quien busca su reelección en octubre próximo), desincentivaron muchas inversiones.

Para Machicado, por este motivo el crecimiento de Bolivia no será sostenible en el tiempo, y acabará cuando termine el boom de las materias primas.

En cambio, el presidente Morales se mostró confiado sobre el futuro y destacó que su gobierno aumentó de US$581 millones a US$6.395 millones la inversión pública desde 2006.

Recientemente, el país lanzó su primer satélite para mejorar sus comunicaciones y el mandatario anunció la construcción de un reactor nuclear.

Veronica Smink

BBC Mundo, Cono Sur


Artista sostiene puñado de dólares

El gobierno de EE.UU. empezó a aferrarse más a su divisa.

El presidente saliente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, le dejó una suerte de regalo a su sucesora Janet Yellen y a los llamados mercados emergentes, entre ellos, muchos países de América Latina.

En su última reunión al frente del Banco Central estadounidense, este miércoles, Bernanke aprobó continuar la reducción del estímulo financiero anunciada en diciembre, que pasa de los US$85.000 millones mensuales del año pasado a US$65.000 millones hoy.

El anuncio causó pérdidas en los mercados bursátiles globales, incluídos los del mundo desarrollado.

El autor de "La arquitectura financiera internacional" y coordinador del Observatorio Latinoamericano, Oscar Ugarteche, indicó a BBC Mundo que hay dos vías por las que la nueva política monetaria está afectando a América Latina.

Por un lado, explicó, "hay un reflujo de los capitales de corto plazo que se habían ido a países en desarrollo para especular con las tasas de interés y la cotización de las monedas en momentos en que Estados Unidos y el mundo desarrollado no ofrecía rentabilidad a sus inversiones".

Ben Bernanke (izq.) y Janey Yellen

Menos estímulo financiero: el "regalo" de Bernanke a Yellen.

Por el otro, dijo que se está evaporando la especulación en torno a las materias primas, que había subido sus precios en un 50%.

Los más afectados

La crisis es al mismo tiempo generalizada y con características específicas para cada nación.

El peso argentino y el bolívar fuerte venezolano sufrieron fuertes embates este mes de enero, arrastrados a la vez por su elevada inflación.

El real brasileño, el peso mexicano y el sol peruano cayeron casi un 2%, el peso de Chile casi un 3% y el de Colombia más del 3%.

clic Vea también: Por qué Venezuela y Argentina tienen tantos problemas con el dólar

"Si los flujos financieros de corto plazo están cerca de un 100% en relación con las reservas, como es el caso de Brasil, Chile y México, habrá fuertes remezones", indicó Ugarteche

Y agregó: "También se verán muy expuestas las empresas que se estaban financiando con crédito internacional porque la tasa estaba muy baja, porque con un tipo de cambio muy depreciado las deudas cuestan mucho más".

Impacto sobre las materias primas

En el terreno de las materias primas, baluartes del crecimiento latinoamericano de la última década, los metales cayeron casi un 12% en los últimos 12 meses, el cobre un 10%, la soja un 22,3%, el café un 27%.

Cosecha de soja en Argentina

El precio de la soja cayó un 22,3% en los últimos 12 meses.

 

Países como Chile y Perú, muy dependientes de los precios de materias primas, también sufrirán una dura merma en sus ingresos.

En el caso de Chile, esto puede complicar su creciente déficit de cuenta corriente.

El anuncio de Bernanke, que produjo un aumento del dólar del 0,3%, contribuyó este jueves a una nueva caída del precio del cobre que alcanzó su valor más bajo en dos meses.

Según indicó a BBC Mundo el jefe del departamento de commodities del Saxo Bank, Ole Hansen, la presión sobre la mayoría de los productos primarios seguirá a la baja.

"La fuga de la inversión especulativa en las materias primas continuará por lo menos en este primer trimestre, teniendo en cuenta que la política actual de relajamiento del estímulo monetario seguirá adelante. De manera que tenemos por delante un año de mucha volatilidad", indicó a BBC Mundo.

El contagio

En un mundo globalizado otro de los peligros es el contagio, por ese espíritu de manada que suele regir entre los inversores, ayudado por la rápida simplificación con que distintos países son etiquetados y empaquetados con el mismo rótulo de "riesgosos".

"La fuga de la inversión especulativa en las materias primas continuará por lo menos en este primer trimestre, teniendo en cuenta que la política actual de relajamiento del estímulo monetario seguirá adelante. De manera que tenemos por delante un año de mucha volatilidad"

Ole Hansen, Saxo Bank

El etiquetado puede llamarse "mercados emergentes", "Brics" o los "cinco frágiles". El impacto es diseminar la crisis por todos lados.

Sucedió con el tequilazo de 1995, la crisis asiática de 1997 y la rusa de 1998.

Esta crisis no es diferente. El "jueves negro" del peso argentino la semana pasada fue uno de los disparadores de la depreciación de la moneda en Turquía, Indonesia, India y varios países latinoamericanos.

Uno de los misterios es si este contagio se va a disparar hacia el mundo desarrollado provocando una crisis global.

"Algo de eso estamos viendo con la caída de los mercados bursátiles del mundo desarrollado. La realidad es que los mercados bursátiles de los países ricos están desalineados respecto al crecimiento del producto interno bruto, es decir, están viviendo una burbuja bursátil", indicó a BBC Mundo Ugarteche.

Estas burbujas bursátiles suelen convertirse en inmobiliarias y diseminar su impacto sobre el resto de la economía creando espejismos de crecimiento que tarde o temprano se desmoronan con la implacable velocidad de un dominó.

clic Vea también: Estados Unidos en alerta por una nueva burbuja inmobiliaria

El peligro es global. Un estornudo del mundo desarrollado tiene el potencial de provocar un resfrío o algo peor en el planeta.

La contraofensiva y sus peligros

La presión sobre las monedas de América Latina y de los llamados "mercados emergentes" ha llevado a un aumento de las tasas de interés para volver más atractiva la divisa local y frenar la marcha de los capitales de corto plazo o la búsqueda de refugio en el dólar.

El presidente del Banco Central de Brasil Alexandre Tombini, que elevó este enero la tasa de interés a un 10%, alertó sobre la amenaza que se cierne sobre los países en desarrollo.

"Tenemos que contener la aspiradora de dinero del mundo desarrollado", dijo Tombini este lunes.

La subida de la tasa de interés es un recurso de última instancia -encarecer el precio del dinero para consumidores y productores- que han emprendido en los últimos días Turquía, India y Sudáfrica.

"Es un pésimo comienzo de año. Los países en desarrollo van a perder capacidad importadora por la depreciación de sus monedas; y la tasa de crecimiento, que ha sido relativamente alta, se va a reducir a niveles europeos, del 0,5% o 1%"

Oscar Ugarteche, coordinador del Observatorio Latinoamericano

El resultado es incierto y tiene sus riesgos.

En Turquía el gobierno prácticamente dobló las tasas de interés y después de una breve recuperación el valor de la lira volvió a desplomarse. Algo similar pasó con el rand de Sudáfrica.

Pero el margen de maniobra no es muy grande: o se permite que la moneda se deprecie con el consiguiente riesgo de una disparada inflacionaria por el aumento de las importaciones o se incrementa la tasa para atraer capitales especulativos que sostengan el valor de la divisa.

La consultora internacional Capital Economics considera que entre los que se inclinan por la segunda opción se encuentran el mismo Brasil, Indonesia, Tailandia, Chile y Perú.

Es una política con costos para el conjunto de la economía.

"Chile y Perú necesitarían en realidad bajar las tasas de interés para estimular el crecimiento, pero no pueden exponerse a hacerlo", señala Neil Shearing de Capital Economics.

El encarecimiento del dinero -aumento de las tasas de interés- frena el consumo y es particularmente cruel con los deudores que de la noche a la mañana ven aumentar el costo de los préstamos contraídos, todo lo cual puede tener un desestabilizador impacto social y político sobre todo en los países que tienen elecciones este año, como Brasil, India, Indonesia, Turquía y Sudáfrica.

"Es un pésimo comienzo de año. Los países en desarrollo van a perder capacidad importadora por la depreciación de sus monedas; y la tasa de crecimiento, que ha sido relativamente alta, se va a reducir a niveles europeos, del 0,5% o 1%", vaticinó a BBC Mundo Oscar Ugarteche.

Marcelo Justo

BBC Mundo


Reunión de LAB 4+ para empresarios en Santiago, Chile

Asistentes a la reunión de LAB 4+ para empresarios en Santiago, Chile.

Durante generaciones, la principal fuente de riqueza de los países de América Latina ha sido la exportación de materias primas.

Con el crudo de Venezuela, el cobre de Chile, la soja de Argentina, los plátanos de Ecuador, la plata de México y la madera de Brasil, la región ha logrado prosperar gracias a la fabulosa gama de productos que el mundo desea y necesita.

Pero Latinoamérica no ha tenido tanta suerte exportando ideas. En lo que se refiere a capacidad emprendedora y de innovación, la región tiene un historial pobre.

Los países de la Organización de Cooperación Desarrollo Económicos (OCDE) gastan en promedio 2,4% de su producto interno bruto (PIB) en investigación y desarrollo.

En Chile y México -los únicos dos países latinoamericanos miembros de ese club- la cifra es de 0,4%. Y en otras naciones de la región la cifra es aún más baja.

En América Latina no hay grandes invenciones. La región es hogar de 8% de la población global y, sin embargo, en 2010, sólo 2,6% de las solicitudes de registro de patentes surgieron de la región.

"Start-ups"

Pero la cultura está cambiando. Si bien las firmas start-up existen desde hace tiempo en algunos países de la región, especialmente en el área de tecnología, la mentalidad del emprendedor ha conseguido extenderse geográficamente y a otros sectores económicos.

"Hasta hace poco, la capacidad emprendedora en Perú era un asunto de superviviencia", le dice a la BBC Gary Urteaga, empresario peruano. "La gente comenzó sus propios negocios porque no tenían empleo. Vendían sándwiches en las calles y lavaban autos.

Cinepapaya opera en toda América Latina

Cinepapaya opera en toda América Latina y Estados Unidos.

"Pero ahora, por primera vez, la gente está eligiendo ser emprendedora".

Urteaga es cofundador de Cinepapaya.com, una plataforma en internet que permite a la gente comprar entradas para el cine en sus teléfonos inteligentes y tabletas.

"Comenzamos hace casi dos años con el financiamiento de un fondo de innovación del gobierno de Perú.

"Hace dos años no sabíamos qué era la palabra 'start-up'. Yo no tenía ninguna idea".

Y Urteaga no es el único.

En toda la región muchos están comenzando a entender conceptos que durante años han sido utillizados en Sillicon Valley, California.

En Colombia, una invención médica, llamada Keraderm, obtuvo financiamiento estatal para desarrollar una nueva tecnología para injertos de piel.

Cuando un paciente llega a un hospital con quemaduras o heridas graves, Keraderm toma una pequeña muestra de piel, la cultiva en un laboratorio y en cinco días produce varias capas de colágeno desarrolladas con células del paciente.

Estas capas se utilizan para tratar la herida y debido a que están hechas con la propia piel del paciente, el riesgo de rechazo inmunológico es bajo.

"Si miramos a un país como Colombia, que ha tenido muchos problemas en términos de violencia, seguridad, y otras cosas, vemos que hemos cambiado mucho en los pasados 10 años", explica Jorge Soto, presidente ejecutivo de Keraderm.

"Ahora los países desarrollados van a tener que comenzar a mirarnos como una fuente de nuevas ideas y nuevas compañías".

Jorge Soto

Jorge Soto es presidente ejecutivo de Keraderm.

 

Lección dura

En Brasil, Danilo Leão no tuvo más remedio que aprender sobre la capacidad emprendedora a la fuerza.

Creció en un rancho y a los 15 años cometió el error de vender vacas preñadas en un mercado. Su padre le explicó que, de hecho, había vendido una vaca y un becerro por el precio de cada vaca.

Danilo dijo que no sabía que las vacas estaban preñadas y entonces se dio cuenta de que tanto él como otros ganaderos carecían de información confiable sobre sus ganados.

Ganado

BovControl es una aplicación sobre datos vitales del ganado.

Como resultado, fundó BovControl, una start-up tecnológica que ofrece a los ganaderos datos precisos en internet sobre los 200 millones de cabezas de ganado en las vastas planicies de Brasil, y de 40.000 animales em el resto del mundo.

La idea ha generado interés entre ganaderos, mataderos, comerciantes y distribuidores, no sólo en Brasil sino en Estados Unidos y Sudáfrica.

En Chile, el presidente multimillonario, Sebastián Piñera, declaró que 2012 era "el año de las nuevas empresas" y 2013 "el año de la innovación".

Su gobierno ha supervisado el lanzamiento de Start-Up Chile, un programa que ofrece a nuevos empresarios de todo el mundo US$40.000 y una visa de trabajo de un año para trasladarse a Chile y desarrollar sus ideas.

"Chile necesita pensar en sí mismo como lo hacen otros países de poblaciones pequeñas como Noruega, Israel y Singapur"

Vivek Wadhwa, empresario tecnológico

El concepto es que el espíritu empresarial "se contagie" entre los chilenos.

Vivek Wadhwa, empresario tecnológico basado en Estados Unidos que asesora al gobierno de Chile en su Start-up Chile, dice: "Vine aquí hace unos años para mirar los esfuerzos de las iniciativas clúster del gobierno chileno y les dije que estaban destinados al fracaso.

"Utilicé la palabra 'muerte cerebral'.

"Chile estaba gastando cientos de millones de dólares tratando de crear industrias de arriba hacia abajo. Les dije: 'Lo que necesitan es capacidad empresarial'.

"Chile necesita pensar en sí mismo como lo hacen otros países de poblaciones pequeñas como Noruega, Israel y Singapur", sostiene Wadhwa.

Start-up Chile está ahora en su cuarto año y ha ofrecido financiamiento a casi 1.500 empresarios, tanto chilenos como extranjeros. Y ha inspirado esquemas similares en Brasil, Perú y otros países.

"La cultura ha cambiado", agrega Wadhwa.

Carlos Honorato

Carlos Honorato es director de ProChile.

 

Burocracia

El gobierno chileno está tomando otras medidas para ayudar, por ejemplo, a reducir la burocracia.

En 2010 el establecimiento de una empresa en Chile tomaba, en promedio, 27 días. El gobierno lo redujo a siete días y después a un día, siguiendo el ejemplo de Nueva Zelanda.

Carlos Honorato, director de ProChile, un organismo estatal encargado de promover a Chile en el extranjero, afirma que la medida "ha transformado el número de compañías que se están creando" en el país.

Recientemente, Chile fue anfitrión de LAB 4+, una cumbre de empresarios y agencias de gobierno de Chile, Colombia, México y Perú.

Los cuatro países prometieron elevar su gasto en investigación y desarrollo a 1% de sus PIB para 2015.

Pero todavía quedan enormes desafíos.

Comparado con Asia y África, relativamente pocos habitantes de América Latina hablan inglés, el lenguaje de facto en la creación de empresas.

Y muchos gobiernos de la región están bajo presión para que destinen fondos para la atención médica primaria y la educación y no gasten cantidades enormes en promover la tecnología y la innovación.

Los indicios, sin embargo, son prometedores.

"En toda la región la cultura está cambiando drásticamente", afirma Soto.

Gideon Long

BBC, Santiago de Chile


La economía de América Latina y el Caribe crecerá un 3,2% en 2014 impulsada por mejoras en el sector externo e incrementos en el consumo, indicó en su informe la Comisión Económica para América Latina (CEPAL)

De acuerdo con los pronósticos del organismo dependiente de Naciones Unidas, las mejoras en las economías más desarrolladas del planeta ayudará a impulsar las exportaciones de la región.

Sin embargo, la CEPAL advierte sobre la región pende una persistente volatilidad en la economía global y un mayor costo del financiamiento externo, así como un menor aporte del consumo al crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) y un deterioro de la cuenta corriente regional.

En 2014 el mayor crecimiento lo tendrá Panamá con un 7%, y el menor lo tendrá Venezuela con sólo un 1%.

De acuerdo con los datos del organismo, este año el PIB regional deberá expandirse en un 2,6%.


Powered by OneBigBroadcast Community Content Marketing Platform (a WebStager company) Custom Creative Design by WebStager.com