Artículos sobre el amor, la amistad, parejas y las emociones de la vida

7 cosas de las que liberarte para encontrar pareja

                        Liberada y feliz.  Sasha Bell

Tener éxito en el amor a veces no es cuestión de hacer y hacer (arreglarte, ser sexy, crearte un perfil interesante en las redes sociales)… sino también de deshacer. Cuestionarnos, cambiar, soltar, liberarnos.

¿De qué? De mochilas y pesos innecesarios que energéticamente nos cargan de tristeza, miedos, frustración y otras emociones que nos impiden vivir en plenitud y abiertos al amor.

Pero ¿cómo empezar a soltar lastre? Comienza por tomar conciencia de las cosas que te están limitando.

Puede que estas siete te resulten muy familiares.
  1. Etiquetas familiares. ¿De pequeña te llamaban “la gordita”? ¿Te dijeron que eras “torpe” o te calificaron de “bruja”? Cuidado, porque si te lo creíste (como una niña inocente que eras) y te sigues identificando con esa etiqueta, tú misma te estás limitando. Ya creciste y has cambiado. Y si no, puedes decidir hacerlo ahora.

  2. Ex que molestan. Son aquellos que siguen estando presentes en tu vida o en tu pensamiento. Si al separarse no quedaron como amigos, es mejor que los saques de escena. Deja espacio y energía para que entre alguien nuevo que te valore y, sobre todo, te haga sentir bien.

  3. Creencias negativas. Sin darnos cuenta, heredamos creencias de nuestra familia de origen o del entorno social. Las asimilamos como verdades y no nos damos cuenta de lo mucho que a veces nos limitan. Por ejemplo: “Todos los hombres son iguales”, “Los buenos ya están emparejados”, “A partir de los 40 se te pasa el arroz”… Vive tu vida y comprueba que no son más que ideas que se desvanecen como humo.

 
  1. Complejos. Hay una época, en la adolescencia y la primera juventud, en la que prestamos una atención desmedida al aspecto físico. Por diversión, por vanidad, porque somos jóvenes y estamos descubriendo la sexualidad… Pero también porque nos hacen creer que necesitamos ser irresistiblemente sexys y guapas para que nos quieran. Eso nos convierte en nuestras peores críticas e implacables jueces. Como adulta, no merece la pena que sigas torturándote por un rollito de más en la cintura. Esa hiperexigencia es justamente la que te quita atractivo. Relájate y saca partido a tu verdadera belleza, que va mucho más allá del físico. Por ejemplo, haz una lista de tus cualidades: inteligente, experimentada, sensible, divertida, cariñosa, imaginativa, etc.

  2. Una baja autoestima. Lo sabes: primero tienes que quererte a ti misma para encontrar a alguien que valga la pena. Este concepto tan de moda en artículos y libros de autoayuda suena muy bien… pero solo si lo haces tuyo de verdad. La auténtica autoestima es la total aceptación de todo tu ser, con tus luces y sombras, y no el pensamiento positivo superficial y la actitud de “porque yo lo valgo” que en realidad esconden una falta de amor propio.

  3. Patrones de fracaso. Todos tenemos una forma de ser que nos caracteriza aunque cambiemos ideas o hábitos, y es importante aceptarnos tal cual somos. Pero cuando tus pensamientos y acciones te llevan a un fracaso sentimental tras otro, es hora de reaccionar. No es culpa de los demás ni de la mala suerte, sino de tu costumbre de transitar caminos sin salida. Atrévete a salir de la zona de confort y empezar a ser tú misma.

  4. Relaciones tóxicas. Por supuesto, nos referimos a las de tipo sentimental. O sea, a las parejas que no te valoran, te crean inseguridad, te infringen algún tipo de maltrato. Pero también hablamos de las amigas que te envidian, los colegas de profesión que te empequeñecen, los parientes que te hacen chantaje emocional, etc. Desvincúlate de ellos en la medida de lo posible y verás cómo te relajas.

regístrate-gratis

Ingresa a nuestras redes sociales para enterarte de más detalles de todas nuestras publicaciones


facebook google   foro

30 frases de amor de Alejandro Jodorowsky

Tags:
                                frases-amor-Jodorowsky
                       Jodorowsky, amor y espiritualidad.  Getty Images

Alejandro Jodorowsky (1929) es un artista chileno nacionalizado francés en 1980. Se trata de una de las figuras públicas más polifacéticas de nuestros días, pues lo conocemos como escritor, director de cine, instructor de tarot, mino, psicoterapeuta o psicomago.

Jodorowsky utiliza todas las facetas del arte para despertar en el público la lucidez y espiritualidad dormidas, y nos ha dejado bellísimas y certeras reflexiones acerca del yo, la felicidad, el amor, la autoestima, los sentimientos y todo aquello que trasciende la cotidianeidad para conectarnos con nuestra fuerza interior y con el corazón.

Aquí, una selección de sus frases más inspiradas:

      1. Hoy mismo deja de criticar tu cuerpo. Acéptalo tal cual es sin preocuparte de la mirada ajena. No te aman porque eres bella. Eres bella porque te aman.

      2. No establezcas amistades inútiles.

      3. Como la del sol, tu luz es para todos; ama incluso lo que parece odioso.

      4. Por amor, no solo copiamos los valores de nuestros padres, sino también sus enfermedades.

      5. No puedes dar el amor que no sientes. En vez de inventar sentimientos, logra amarte a ti mismo.

      6. Amor es lo que tenemos mi gato y yo: ¡no nos pedimos nada, ni él quiere cambiarme, ni yo a él! Eso es el amor, estar contento con la existencia del otro, simplemente. No esperar nada de él.

      7. Otorga a cada palabra raíces en el corazón.

      8. Te amo como las enredaderas: mueren donde se amarran.

      9. Comprenderse a uno mismo significa sentirse más allá de las palabras dejándose caer en el abismo de lo impensable

    10. La poesía es solo amor, transgrede las prohibiciones y se atreve a mirar de frente a lo invisible.

    11. Aquello que no quieres ver en ti, lo ves en todos los otros.

     12.Recibir el amor es darlo todo.

     13. Piensas una cosa, deseas otra, amas otra, haces otra.

     14. Aunque tengas una familia numerosa, otórgate un territorio personal donde nadie pueda entrar sin tu permiso.

     15. Cuando te enamoras no necesitas creer en el amor, lo conoces.

     16. Aunque temas amar, amas. El verdadero amor es incontrolable.

     17. La belleza es el límite máximo al que podemos acceder a través del lenguaje. No podemos alcanzar la verdad, pero podemos aproximarnos a ella a través de la belleza.

     18. Escucha el canto de tu corazón. No seas cobarde, aspira a lo imposible.

     19. No seas tan celoso. Si tu clavo está bien enterrado, les costará trabajo sacarlo.

     20. El amor es como el mercurio: si lo tienes con la mano abierta, permanece en tu palma; si le empuñas, se te escapa por entre los dedos.

    21. El mal solo es una frustración del bien, el odio es amor que se desea obtener, y no se obtuvo. Debajo del odio hay amor, y debajo del mal hay una gran bondad. Es lo que pienso, aunque me vengan a matar mañana.

    22. Si me amas quiero que sea porque sí, y no a causa de…

    23. No es que yo sea fiel, es que en mí no hay más sitio: tu amor me llena.

    24. Más que preocuparte por el “¿Qué dirán?”, preocúpate por el “¿Qué diré yo de mí mismo?

    25. Como el amor es ciego, los amantes deben acariciarse mucho.

    26. El intelecto nos hace más racionales, pero también más crueles. El corazón nos hace más sensibles, pero también más desconfiados.

    27. Quisiera hablar del amor, no el amor romántico ni el posesivo, sino del sublime amor a la creación, a la obra, a la vida, al universo y a la impensable energía que lo anima. Quiero hablar del amor que se recibe y se transmite, ese hermoso sentimiento que nos aniquila el egoísmo.

   28. Sin ideal ni obra en común, una pareja es como un par de ceros que caminan juntos, sin un número que los preceda.

   29. Las caricias que te he dado me han ido modelando.

  30. Tus faltas de ortografía son los llamados de un niño interior que no desea morir.


regístrate-gratis

Participa en nuestras redes sociales!

facebook google-plus 




¿Cómo es la pareja ideal que todos imaginamos?

Tags:

¿Cómo es la pareja ideal que todos imaginamos?

Características de la pareja soñada... ¿qué elige la mayoría?
                                  pareja-ideal
                                   Getty Images / Jamie Grill

Lo primero que habría que plantearse es si existe, realmente, una pareja ideal.Si hay unas características generales que podemos señalar como "perfectas" en un compañero o compañera. La pareja ideal para cada quien es una de las cosas más subjetivas que existen porque, ¿qué priorizamos en el otro? Buscamos lo que nos falta, o aquello que, precisamente, somos nosotros, o la imagen de nuestro padre/madre...

Quizá el reflejo de un primer noviecito o el clon de alguien que ha tenido una fuerte impronta en nuestra vida.

Es muy dificil decir cuáles son las características que retratan a una pareja ideal pero un estudio de la empresa eDarling parece haber encontrado algunas de ellas.

La empresa encuestó sus usuarios para averiguar qué es lo que buscaban en su media naranja.

Los resultados fueron que la persona que quieren para acompañarlos el resto de su vida debe:
  • .Compartir sus problemas y preocupaciones 
  •  Incluir al otro en sus planes de futuro
  •  Hablar con su pareja todos los días
  •  Apoyar al compañero en sus metas personales
  •  Hacerun regalo original por el cumpleaños
  •  Arreglarse cuando salen
  •  Cuidar al otro cuando está enfermo
  •  Acordarse de eventos y fechas importantes
  •  Recoger a su pareja en el aeropuerto/estación de tren o autobús
  •  Prestar toda su atención al otro cuando están juntos

Hombres y mujeres... ¿quieren lo mismo?

Parece que aunque tienen deseos en común, también hay matices que diferencian cómo debe ser la pareja ideal. La mitad de las mujeres desea que su hombre les mande mensajes de texto, Whatsapp o que las llame por teléfono cuando están separados por la distancia (aunque sea la distancia entre la oficina y la casa o el trabajo).

Sin embargo, sólo el 29% de los varones sienten esta necesidad y hay un porcentaje que lo encuentra empalagoso e innecesario. Las mujeres muestran claramente una necesidad más alta de la demostración de afecto. 

Un 11% de las mujeres quiere que su esposo o novio use unos calzoncillos sexy de vez en cuando...

claro que el 30% de los varones desea que sean ellas las que usen lencería erótica cuando sea posible... (¿Lo más recurrentemente posible?).

¿Y qué pasa con un tema tan ríspido en la pareja y que tantas discusiones ocasiona como la economía? Pues resulta que el 28% de las mujeres está de acuerdo en que su pareja debería apoyarle económicamente pero sólo un 17% de los caballeros admitiría ayuda de su esposa.   

Te quiero

¿Hace falta decir "te quiero"? ¿Si tu pareja no te lo dice es que no te ama? ¿O basta con demostrarlo a diario? Buen punto. Yo soy una activista de decir te quiero y demostrarlo todos los días, pero las aguas se dividen de nuevo en la encuesta de eDarling. El 35% de los encuestados ama que su pareja le diga “te quiero” diariamente, ¡sin tener que pedirlo activa o pasivamente!, pero el 66% afirma que "la mejor manera de que le demuestren afecto es pasando tiempo a su lado".

Conclusiones

Tomo la palabra de Salama Marine, psicóloga que colabora con eDarling: “Todas las personas tenemos expectativas, y realmente es una manera saludable de expresar nuestras necesidades, especialmente cuando se trata de una relación de pareja. El problema es cuando las expectativas se convierten en obligaciones, cuando las personas empiezan a sentirse limitadas y con la libertad de hacer lo que quieren, o cuando las necesidades se olvidan y solo responden a las expectativas de pareja. Este es el punto donde se llegan a traspasar los límites, el cual debería de ser un punto de inflexión para empezar a entender que existe un problema en la relación. Por otra parte, lo que son expectativas para unos pueden ser necesidades para otros. La única manera es promover una comunicación clara en la relación: cuando esperas algo o crees que se han traspasado los límites lo mejor es comunicarlo a tu pareja. La comunicación implica compromiso, y acordando sus necesidades será la forma de que ambos sean considerados dentro de la relación”.

regístrate-aquí


Los celos en la pareja

Los celos en la pareja

¿Cuándo los celos naturales se convierten en celos enfermos?
  •  
                                                 celos
                                        © Andres Rodriguez | Dreamstime.com

Los celos dentro de cada relación de pareja pueden significar cosas diferentes. Los celos normales son aquellos en los que cada miembro de la pareja considera que el otro es atractivo para sí y para otro posible rival. Son los celos que mantienen la tensión sexual y establecen la necesidad de un código cerrado de fidelidad dentro de una relación.

Los celos naturales son los celos que causa el simple hecho de amar.

Cuando uno ama, tiene miedo de perder el amor del otro. Es una condición natural. Lo importante es que estos celos sean controlados, apenas una pincelada de color en el cuadro de una pareja.

Hasta ahí los celos naturales. ¿Qué pasa cuando los celos se descontrolan?

Los celos enfermizos

A veces, una excesiva preocupación suele implicar una necesidad de control que estaría más relacionada con la posesión que con el amor.

Cuando los celos son enfermizos, la persona celosa exige y demanda cada vez más del otro. El miedo a perder su amor y su favor comienza a ser un pensamiento obsesivo y continuo.

El celado siente que la relación se vuelve asfixiante y se siente agobiado y vigilado. Generalmente las actitudes cariñosas del celoso se van volviendo agresivas y el amor del celado se convierte en temor y hastío.

Lo más paradójico es que los temores del celoso patológico suelen ser infundados. Ve rivales y situaciones equívocas donde no las hay. Acusa al amado de mentiroso o desleal, incluso de infiel, cuando esto no es así.

Señales de que los celos son un problema grave en la pareja

Una de las señales de alarma sucede cuando las escenas o los planteos desmedidos de una de las dos partes se vuelven cotidianos sin depender de un hecho puntual.

  • Tu pareja empieza a controlar tus movimientos con llamados telefónicos reiterados para saber dónde estás y cuándo llegas. Incluso si ya has explicado con anticipación dónde estarás.
  • Hay cada vez más planteos acerca de tu relación con tus amigos y familiares. Tu pareja quiere que compartas menos tiempo con ellos para estar los dos solos.
  • Tu pareja comenta y critica tu manera de vestir y tus gustos. Especialmente aquellos que son diferentes de los suyos.
  • Si dejas la computadora abierta o el teléfono móvil sin guardar, tu pareja encuentra cualquier pretexto para revisar o mirar de cerca.
  • Tu pareja tiene celos de tus compañeros de trabajo, jefes y sospecha de cualquier reunión laboral que tengas.
  • La relación se ha resentido en los últimos tiempos porque resulta intolerable el nivel de celos en la pareja. Los celos son el tema principal de cada conversación y rato juntos.
El amor y la relación de pareja se basan, principalmente en el respeto y admiración mutuos. Cuando el celoso entra en esta espiral de celos patológicos, estas dos premisas se resienten. El celoso se siente traicionado e irrespetado. El celado también siente que le faltan el respeto y lo acusan en falso, se siente injuriado.

Qué hacer frente a un problema de celos importante

Lo primero que habría que hacer es detenerse y enfrentar el problema como adultos. Resolver este tema juntos o con un terapeuta es una excelente manera de fortalecer la relación y crecer como pareja. Es fundamental enriquecer la seguridad y autonomía de cada miembro de la pareja en relación al otro y, al mismo tiempo, entender que la confianza mutua no será traicionada porque el amor es un acto voluntario, no obligatorio. Es decir "Si está a mi lado es porque me ama".

Tips para superar los celos

  1. Tu pareja te ama y te elige. Si no fuera así, no estaría a tu lado. Si alguna vez no es así, no podrás hacer nada para retenerla. El amor no se posee.
  2. Todos somos celosos en un punto, pero no debes permitir que se descontrolen y te dominen. Los celos son un 90% de fantasía y temor.
  3. No dejes de vivir las cosas que te gustan por los celos de tu pareja. Siéntate y enfrenta el problema. Su derecho termina donde empieza el tuyo.
  4. Los celos enturbian la percepción y proporción real de las cosas.
  5. No generalices y catalogues a los demás. Tampoco a tu pareja. Cada persona es un universo diferente y no sigue las mismas pautas de comportamiento.
  6. Nunca conviertas la presunción en certeza. Todos tenemos intuiciones al conocer a otro. El tiempo y el compromiso mutuo permiten desestimarlas o confirmarlas.
  7. Confía en tu instinto cuando estás CON tu pareja. La distancia física a veces hace aparecer fantasmas que no existen. Mira dentro de sus ojos y siente.
  8. Evita pensamientos que te generen celos. Nunca pienses de dónde viene la experiencia sexual del otro. Todos tenemos un pasado. Lo importante es el AHORA y cómo sirve esa experiencia para gozar juntos.
  9. Acepta que tu pareja tiene su mundo propio, tal y como tú tienes el tuyo. Lo maravilloso es la intersección de ambos universos. Del Yo+Yo al Nosotros.
  10. Mírate en el espejo. Busca esas cosas que tu pareja dice que ama de ti, hasta los pequeños detalles como ese lunar o la forma de tu cintura. Cuando veas el ser que tu pareja ama, aceptarás que eres amado y entenderás que tu relación no está en riesgo por un tercero.
regístrese-gratis

facebook google-plus  participa-en-nuestros-foros
 

¿Expresas con frecuencia tu aprecio por tu pareja?

Tags:
                                                                 aprecio-en-apreja
                                                                   photostock FreeDigitalPhotos.net

Muchas personas tienden a expresar más aquello que les disgusta de su pareja que aquello que les gusta. Por desgracia, esta es la mejor forma de lograr que la relación vaya mal. Cambiar tus críticas por aprecio puede mejorar mucho vuestra relación.

En realidad es cuestión de cambiar el lugar hacia donde diriges tu mirada en lo que respecta a tu pareja. Es posible que hasta ahora hayas dirigido tu atención principalmente a aquello que consideras que hace mal, mientras que has prestado poca atención a aquello que hace bien.

Esto sucede porque tendemos a pensar que lo normal, lógico y civilizado es que la gente se porte del modo correcto o del mejor modo posible y, por tanto, no tiene sentido halagar a alguien por hacer lo que consideramos que tiene que hacer. Este es un gran error. A todos nos gusta que nos elogien, nos muestren aprecio o nos feliciten, incluso por hacer nuestro trabajo, y cuando lo hacen nos sentimos mejor, nos relacionamos mejorcon esa persona y nos comportamos mejor en el futuro.
 

Con los niños suele pasar a menudo: cuanto más se centran sus padres en su mal comportamiento y más les regañan, peor se comportan los niños. Si los padres dejan de regañarles por lo que hacen mal y empiezan a elogiarlos o felicitarlos por lo que hacen bien, los buenos comportamientos aumentarán y los malos se reducirán. Con los adultos no es muy diferente.

Observa a tu pareja desde otro ángulo

Si alguien te critica continuamente, tienes la sensación de que todo lo haces mal y puedes acabar sintiendo resentimiento. Pero tu pareja no solo hace cosas que consideras erróneas o que te molestan; también hace cosas que te gustan, que son acertadas, inteligentes, creativas, divertidas, lógicas o útiles.

Si te propones observar todas esas cosas descubrirás que tu pareja tiene muchos más aciertos que errores. Y si además la felicitas por esos aciertos, ambos os vais a sentir mucho más felices con la relación y más unidos. Además, al observar de este modo a tu pareja (centrándote en lo bueno que tiene), tal vez descubras que tiene muchas más cosas que te gustan de las que creías.

Mostrar aprecio también te beneficia a ti

Mostrar tu aprecio a los demás no solo beneficia a las otras personas, sino que también hace que tú te sientas mejor, pues el hecho de mostrar sentimientos positivos hacia los demás de manera honesta y sincera (como agradecimiento, aprecio, etc.) tiene un efecto positivo en las personas. De hecho, puedes mejorar mucho tu estado de ánimo tan solo con dar las gracias a tu perro y decirle lo maravilloso que es. Y mucho más si se trata de tu pareja o hijos.

Las críticas constructivas

¿Y qué pasa cuando tu pareja hace algo que consideras que está mal y que es importante que se lo digas? En ese caso, empieza por analizar la situación desde un punto de vista amplio y busca algo positivo. Por ejemplo, no te gusta cómo tu pareja regaña a vuestra hija porque consideras que es demasiado duro. El lado positivo es que se está preocupando por educar a la niña. Por lo tanto, puedes mostrar tu aprecio diciendo: "Me gusta ver cómo te preocupas por ella y tratas de educarla lo mejor posible". Ahora pensarás que con esto solo lograrás que siga siendo igual de duro con ella y que piense que no hay nada malo en ello, pero lo cierto es que tras felicitarlo unas cuantas veces y mostrar tu aprecio, es muy probable que esté de mejor humor cuando se relacione con ella, que sea consciente de que, efectivamente, lo que pretende es educarla del mejor modo posible, que te aprecie más a ti y que esté más dispuesto a imitarte en tu modo de portarte con vuestra hija. Todo esto puede tener como resultado que sea menos duro con ella. Si a esto le unimos que lo felicitas cuando lo ves comportarse con tu hija de modos que te gustan, como cuando le lee un cuento con cariño, entonces estarás fomentando estos buenos comportamientos con ella.

Cómo mostrar aprecio

  1. Mientras tu pareja te habla o te cuenta algo puedes decirle cosas como: "bien hecho", "lo has expresado estupendamente", "tienes toda la razón", etc.
  2. Si no estás de acuerdo con algo, empieza mostrando aprecio por alguna parte que veas positiva y luego da tu opinión. Por ejemplo: "estoy de acuerdo contigo en que hay que hacer algo, pero creo que podríamos hacer esto de un modo algo diferente…"
  3. Muestra interés por sus puntos de vista, aunque no estés de acuerdo con ellos. Si muestras interés por las opiniones de los demás, ellos tenderán también a valorar más tus opiniones, produciéndose así un acercamiento.
  4. Muestra un aprecio honesto y sincero, sin exagerar ni hacer falsos halagos diciendo algo que no crees.
  5. Siéntente feliz cuando comparta contigo buenas noticias de su vida e interésate por lo que te cuenta.

¿Significa esto que no se debe criticar nunca?

No se trata de no criticar nada, sino de cómo hacerlo, o simplemente de criticar lo menos posible, de manera que la cantidad de comentarios de aprecio sea siempre mayor que las críticas.

Si tu pareja se ha gastado una gran cantidad de dinero sin consultarte cuando además no estáis muy bien de dinero, lo verdaderamente importante no es castigarle por lo que ha hecho sino que entienda por qué está mal. Por tanto, puedes empezar por reconocer que su intención era buena (o cualquier otro aspecto positivo) y luego explicar tu punto de vista.

regístrate

facebook google-plus participa-en-nuestros-foros

 


No espero un gran caballero, sino alguien que sepa entregarme lo que merezco

Tags:

No espero un gran caballero, sino alguien que sepa entregarme lo que merezco

Por Andrea Araya Moya

No quiero grandes lujos ni regalos caros. Quiero un amor real y que sepa apreciarme por lo que soy
 

                               caballero
                       @fernanda
 
No soy de esas chicas que gozan de los regalos ostentosos o de las salidas a restoranes de lujo. No soy de esas que te amará con la vida si le obsequias una joya para remediar algo. No soy de las que te ofrecen su mundo y se ponen a tus pies porque eres demasiado perfecto y caballero para ellas. No. Porque en realidad no me interesa enamorarme de un príncipe azul ni de un hombre perfecto. No espero un caballero. Espero a alguien que sepa entregarme lo que merezco y aquello que yo también pueda dar.

No me interesa que me des una joya ostentosa para hacerme feliz. Prefiero que me hagas feliz compartiendo conmigo una tarde de mimos y de conversaciones profundas. Prefiero que me regales tus caricias y tus sonrisas. Prefiero que me des todo ese amor que tienes dentro de tu corazón y que me valores por quien soy.

No quiero grandes lujos. No quiero salir a comer a un restorán caro. No quiero que me invites a salir todos los días. Quiero que me ames así, de manera sencilla. Quiero que me comprendas y estés conmigo cuando más lo necesite. Que me ames frente a todo, incluso en los momentos en los que menos lo merezco, pues es cuando más lo necesito.

No creo en los cuentos de hadas ni en los príncipes azules. Sé perfectamente que nadie es perfecto y creo que es admirable aceptar a cada persona tal como es. Es genial amar a alguien con todos sus defectos y virtudes. Así me gusta. Así lo hago. Así te amo, y así espero que me ames.

                    caballero

              @nicky

No necesitas prometerme el mundo ni decirme todo lo que me regalaras. Mientras te quedes a mi lado y me ames tal como soy, el resto sólo serán detalles.

Porque no espero que seas el hombre perfecto para el mundo, pero sí creo que eres el perfecto para mí.

Y con eso puedo ser feliz.

No quiero grandes lujos, ni regalos caros. Te quiero a ti.

regístrate

facebook 

Vuelve a enamorarte de tu pareja

Tags:

Vuelve a enamorarte de tu pareja

Ideas para recuperar la pasión
             Mírale con nuevos ojos y te sorprenderás.  © Nspimages | Dreamstime.com.

Al principio todo era tan bonito… Noviazgo, diversión, convivencia,proyectos de futuro. Todo nuevo y excitante. Y poco a poco y sin saber muy bien por qué, el aburrimiento se apoderó de su vida en común. Cada vez menos tiempo para hablar, para compartir. Menos ganas. Menos risas. Más obligaciones, rutinas, tensión ¿Cómo es posible que nosotros hayamos caído en esto?, te preguntas cuando tienes un respiro.

¿Es posible volver a enamorarse de la misma pareja?

Cuando la rutina se carga el romance

Con el paso del tiempo, uno baja la guardia, se acostumbra a ver al otro ahí, a su lado, en casa, como si fuera parte del mobiliario. Y cuando brota la rutina, las mariposas del estómago echan a volar. La vida se vuelve seria y pesada.

 

Contemplas a tu pareja, sentado en el salón viendo la Super Bowl, y solo tienes ganas de calzarte los tacones, irte a bailar y dejarte seducir por alguien que se parezca (al menos un poquito) a George Clooney.

La idea de separarte te ronda por la cabeza. Al fin y al cabo, aún eres joven y estás espléndida. Y no dejas de ver en las revistas la cantidad de mujeres de tu edad que salen con jovencitos. Más divertidos. Imprevisibles. Diferentes. Mmm… Claro que después lo piensas despacio y te parece una locura.

Lo que te ocurre se llama insatisfacción.Y esta se instala cuando empiezan a plantearse dudas acerca del amor que existe entre los dos, cuando notamos que nuestra pareja ya no es como antes, cuando los intereses de ambos se alejan entre sí y el misterio y la novedad se ven reemplazados por los desacuerdos y diferencias.

Sencillo Test te dice cual es el problema y como solucionarlo Gratis

Pero la batalla no está perdida. Siguen compartiendo el día a día y, la verdad, hay costumbres con las que te sientes tan cómoda… Y luego están esos momentos en que los dos se ríen juntos por una broma privada que nadie más entiende. Entonces sabes que merece la pena seguir juntos.

Cómo reavivar la relación

  • Hace falta una parte de voluntad, una buena dosis de inteligencia emocional y mucho amor. La pareja es algo vivo y dinámico que está en constante evolución y, por lo tanto, debe ser atendido y alimentado día a día.

  • Se trata de vivir el presente. Si son felices aquí y ahora y se liberan de cargas inútiles, estarán sentando las bases para un futuro más satisfactorio. ¿No crees que la idea de seguir juntos empieza a sonar mucho más excitante?

  • Otro punto importante es aprender a diferenciar amor y enamoramiento. Este último es sinónimo de expectativas, ilusiones, idealización. Con el tiempo, si hay un afecto sincero, se transforma en amor. Aunque toda mujer que lleva mucho tiempo en pareja añora en algún momento los “fuegos artificiales” del principio o se deprime pensando que nunca más volverá a sentir eso con un hombre y menos con su esposo, recuerda que esos fuegos se desvanecen tarde o temprano (con un hombre o con otro) y se convierten en humo. En cambio, cuando amas de verdad a tu pareja verás todos sus defectos y lo contemplarás en pijama todas las mañanas… pero a cambio ganarán en confianza, seguridad, unión. E incluso reactivarán su vida sexual.

  • Levántate del sofá y reescribe tu propia historia romántica. Es hora de ser más auténtica, cambiar actitudes, desterrar orgullos y costumbres que ya se desgastaron,ponerte guapa y ¡volver a disfrutar!

    registrate

    Participa en nuestras redes sociales!

    facebook google-plus participa-en-foros

     


Pareja: mentiras y falta de honestidad

Tags:
                                                                       mentiras-honestidad
                                                   Serap Sokol / Getty Images

Algunas personas se han acostumbrado a fingir en sus relaciones. Puede que, en un momento dado, se sientan tristes, pero consideran que no deben estar tristes porque eso puede entristecer a su pareja, así que se ponen una máscara de felicidad y se engañan a sí mismos y a los demás.

O tal vez a tu pareja no le guste que quedes con tus amigos o con tu ex pareja, con quien tienes una buena amistad desde hace tiempo, y entonces tú renuncias a ver a esas personas o acabas viéndolos a escondidas.

En este caso, tu deshonestidad te ha empujado a las mentiras y el engaño.

O quizás tu pareja tiene a veces un comportamiento que no apruebas pero piensas que debes quererla en todo momento y no contradecirla nunca, de manera que te engañas a ti mismo diciendo que no es para tanto, que no debe molestarte algo así, y engañas también a tu pareja al decirle que no te molesta lo que hace.

Sara pensaba que su pareja debía estar pendiente de ella en todo momento y cuando no era así, era desagradable con él y le hablaba con desprecio. Marcos, su pareja, pensaba que debía quererla en todo momento, de modo que callaba y aceptaba sus comentarios con una ligera sonrisa falsa. En este caso, era Marcos quien no estaba siendo honesto con sus sentimientos, pues realmente se sentía herido y pensaba, en esos momentos, que ella era odiosa. Al no reconocer sus sentimientos, tampoco hacía nada para cambiar las cosas, de manera que ella seguía hablándole con desprecio en cuanto consideraba que no tenía toda su atención.

Esta falta de honestidad puede impedir que haya una verdadera intimidad en la pareja; falta una conexión real porque hay demasiados secretos.

En tu afán de agradar a tu pareja y de no hacer nada que le moleste, acabas mintiendo, fingiendo, reprimiendo tus sentimientos u opiniones y alejándote tanto de tu pareja como de tu verdadero yo.

Este engaño acaba pasando factura tarde o temprano

La falta de honestidad puede ser típica, en algunos casos, de personas que desean gustar a todo el mundo (o que tienen un intenso deseo de agradar en todo a su pareja) y se rigen más por los deseos y preferencias de los demás que por los propias.

Son personas que, en vez de preguntarse: “Cómo quiero yo hacer esto o qué quiero hacer ahora”, se preguntan: “Cómo esperan los demás (pareja, padres, etc.) que haga esto o qué esperan que haga ahora” y esto último es lo que hacen, de manera que pueden acabar siendo como barcas a la deriva, sin llevar el timón de sus vidas y sintiéndose desgraciados y perdidos.

Acaban por no saber lo que sienten porque, en vez de sentir libremente, comienzan a preguntarse qué deberían sentir y tratan de convencerse de que eso es precisamente lo que sienten: “Se supone que esto debería gustarme; por tanto, me gusta”. Este modo de sentir o, más bien, de no sentir, es más común de lo que imaginas y, si te paras a pensar y analizar tus emociones con honestidad, es posible que descubras que, al menos en algunas ocasiones, estás actuando de ese modo.

El miedo a no ser amados

Este comportamiento se debe al miedo a ser rechazados o a no ser queridos por los demás. Al fin y al cabo, todos somos seres sociales y, en mayor o menor medida, deseamos agradar a los demás, regirnos por las normas del grupo y no ser rechazados. Pero al mismo tiempo, deseamos y necesitamos ser libres para sentir, opinar o actuar. Encontrar el equilibrio entre estas dos tendencias no siempre es fácil pero es importante hacer todo lo posible por ser honestos con nosotros mismos si queremos mantener relaciones satisfactorias y honestas con los demás.

Lo más curioso es que muchas personas que dejan de comportarse así y empiezan a ser más asertivas y expresar sus verdaderos deseos y sentimientos, suelen mejorar sus relaciones con los demás. Tal vez pierdas algunas amistades que solo te querían por tu sumisión pero serán el tipo de amistades que no vale la pena conservar.

Por supuesto, saber lo que sientes no significa que tengas que expresarlo siempre. Puedes elegir libremente expresar o no tus sentimientos pero al menos sabes lo que sientes y lo que deseas y eres capaz de actuar en consecuencia.

Tu propia libertad hace más libre a tu pareja

En una pareja, el comportamiento de cada uno de ellos tiende a moldear el comportamiento del otro. Cuando empiezas a dejar de pretender hacer en todo momento lo que tu pareja desea y empiezas a tener en cuenta también lo que tú deseas, estás dando también a tu pareja más libertad para ser honesta. Emilia comenzó a ir al gimnasio en vez de estar siempre en casa a la hora en que volvía Sergio de trabajar y él, aunque al principio reaccionó sintiéndose molesto, luego se dio cuenta de que también podría disfrutar de esa mayor libertad y comenzar a hacer cosas que deseaba hacer y no hacía por miedo al enfado de Emilia.

Al empezar a ser ambos más honestos y conceder al otro el derecho a ser honesto también (permitiéndole tener sentimientos y opiniones o deseos propios y contrarios a los suyos) su relación no solo mejoró sino que se sintieron más relajados estando juntos.

Por tanto, es tan importante ser honesto, como conceder a tu pareja el derecho a serlo, sin enfadarte cuando intente expresar sus deseos o no esté de acuerdo contigo.

regístrate-aqui

Participa en nuestras redes sociales!

 

facebook google-plus particípa-nuestras-sociales

Cómo aumentar el amor en tu relación de pareja

Tags:
 
                     
                        Laurence Monneret / Getty Images

Existe una hormona, la oxitocina, a la que muchos llaman ya la hormona del amor. Cuando nuestro organismo libera una mayor cantidad de esta hormona, nuestro sentimiento de amor y conexión con la otra persona aumenta y nos sentimos mejor. Determinadas conductas son capaces de estimular y aumentar estos sentimientos de amor entre tú y tu pareja, de manera que conocer cuáles son y llevarlas a cabo puede hacer que el amor entre vosotros aumente y su intensidad no decaiga con el paso del tiempo.

El contacto ocular, los besos y los abrazos se encuentran entre las conductas más importantes para fortalecer la relación y mantener la conexión entre vosotros. Además, tienen un efecto muy positivo sobre la salud, pues fortalecen el sistema inmunitario, reducen el estrés y bajan la presión sanguínea.

¿Qué puedes hacer para aumentar el amor y conexión en tu relación?

  • Utiliza el contacto físico para expresar afecto no sexual: es decir, abrazos, caricias, darle la mano, etc.
  • Cuando estéis con familiares o amigos, habla de alguna característica o cualidad que te guste o admires en tu pareja, mostrando tu aprecio por él o ella delante de los demás.
  • Habla con algún familiar o amigo de algo que admires de tu pareja cuando no esté presente.
  • Mira a tu pareja a los ojos con cariño antes y después de besarla.
  • Dale un abrazo largo con cierta frecuencia.
  • Al levantarte de la cama por la mañana o al irte a dormir por la noche, toca o haz una caricia a tu pareja.
  • Haced turnos para masajear los pies del otro (sigue el enlace para ver un vídeo sobre cómo hacerlo) y mira a tu pareja a los ojos de vez en cuando mientras lo haces.
  • Muestra interés en lo que te está diciendo, escuchando atentamente, asintiendo con la cabeza o haciendo alguna pregunta para entender mejor a qué se refiere.
  • Cuando hace algo que te gusta (es decir, cuando tiene algún gesto que indica su amor hacia ti), díselo. Por ejemplo, dile: "Me ha encantado que…"
  • Dile lo qué te gusta de tu pareja sobre su apariencia física, con una sonrisa cálida y mirándola a los ojos. Por ejemplo: "Tienes unos ojos preciosos".
  • Envíale algún mensaje al móvil o email que le haga saber que estás pensando en ella o él mientras esté en el trabajo.
  • Comparte con tu pareja recuerdos y experiencias positivas de tu pasado.
  • Haz comentarios positivos sobre cosas que ves o que suceden en tu vida. Por ejemplo, comentarios que empiecen por: "Me encanta que…" "Creo que es maravilloso cuando…"

Comportamientos como estos producen una liberación de hormonas y otras sustancias como oxitocina, serotonina o endorfinas, entre otras, que ayudan a ambos miembros de la pareja a sentirse mejor en la relación y fortalecen la conexión emocional y el deseo de seguir realizando estas conductas.

El hecho de compartir experiencias positivas ayuda a que el tiempo que pasáis juntos esté asociado a momentos agradables. Por ejemplo, hablarle de cosas que te gustan o te fascinan, de momentos en los que sentiste emociones especialmente positivas, de los sueños que deseas alcanzar (mostrando entusiasmo por alcanzarlos), compartir sueños con tu pareja, hacer planes de futuro para alcanzar algo que ambos deseáis… Todo eso genera un estado de bienestar, optimismo y emociones positivas que hacen que el deseo de estar juntos aumente.

Por supuesto, esto no significa que nunca vayas a hablarle a tu pareja de tus problemas, miedos o sentimientos negativos, pues eso también forma parte de vuestra relación y tu pareja seguramente desea saber si te sienes mal para poder ayudarte y saber que cuentas con él o ella en esos momentos. Pero procura que las cosas positivas que compartís superen siempre a las negativas.

amistad-y-amor
Participa en nuestras redes sociales

facebook google participa-de-nuestros-foros

Cómo mantener una relación de pareja duradera

Tags:
                                                                         pareja-duradera
                                                                   Comstock Images / Getty Images

Si has tenido varias relaciones de pareja que no han funcionado y te preguntas por qué, tal vez lo que necesitas es empezar a tener en cuenta algunos aspectos de ti y tu forma de relacionarte que no has tenido en cuenta hasta ahora. Estas son algunas claves que pueden servirte de ayuda para tener éxito en tu relación de pareja:

Conoce tus necesidades

Ciertas necesidades que son importantes para ti pueden estar interfiriendo en tu relación de pareja.

 

Por este motivo, tener claro cuáles son es muy importante para poder tener una relación sana y satisfactoria. Por ejemplo, tal vez necesites que tu pareja esté muy pendiente de ti y lo comparta todo contigo, o puede que necesites libertad, independencia y ciertas dosis de soledad. O quizás sientesinseguridad y necesitas que te diga a menudo que te quiere.

O bien, puedes necesitar tener tu propia vida, con amistades y actividades que ambos hagáis de manera independiente.

Muchas de estas necesidades serán totalmente sanas y razonables; otras pueden reflejar problemas en tu modo de relacionarte, miedos y ansiedades, pero todas ellas van a influir de un modo u otro en tu relación. Si las conoces, podrásexplicárselas a tu pareja para que te entienda mejor y podrás trabajar en aquellas necesidades que no son demasiado sanas (como puede ser la necesidad de que tu pareja esté pendiente de ti en todo momento) para comenzar a cambiar.

Conoce tus miedos

Los miedos pueden interferir y sabotear el éxito de una relación o dar lugar a relaciones insatisfactorias.

Por ejemplo, el miedo a estar solo (sin nadie que te quiera) puede hacer que acabes en una relación con alguien a quien no amas, y el miedo al compromiso puede hacer que pierdas para siempre a alguien a quien sí amas de verdad. El miedo a que te hagan daño puede hacer que no llegues a abrirte del todo a tu pareja y mantengas una distancia que impida el desarrollo de una verdadera intimidad y conexión con tu pareja.

El miedo a ser traicionado puede convertirte en una persona celosa y malhumorada. Y así sucesivamente. Ser consciente de estos miedos te ayudará a enfrentarlos y superarlos.

Conoce tus expectativas

¿Qué esperas de tu relación y qué tipo de relación deseas? ¿Qué esperas de tu pareja y cómo esperas que se comporte contigo? ¿Qué es para ti inadmisible dentro de una relación de pareja? Conocer tus expectativas te ayudará a saber con más facilidad si la relación que has iniciado es la más adecuada para ti. Así mismo, podrás analizar si tus expectativas son realistas. Por ejemplo, esperar que tu pareja esté siempre bien contigo puede ser poco realista, porque todas las personas tienen un mal día de vez en cuando y están de mal humor con todo el mundo (y eso te incluye a ti). Esperar que tu pareja y tú hagáis todo juntos, también puede ser poco realista, pues tu pareja puede desear tener sus momentos de independencia. Igual que puede ser poco realista esperar que todo sea siempre maravilloso, que siempre recuerde todo lo que le dices, que siempre sepa lo que necesitas o que nunca jamás discutáis.

Aprende y cambia

Una relación de pareja puede ser una gran oportunidad para aprender muchas cosas acerca de ti, de tu forma de relacionarte, de tus problemas, creencias, valores y metas. Ese aprendizaje no solo te aportará una valiosa información acerca de quién eres, sino que te servirá para conocer mejor en qué aspectos necesitas cambiar o mejorar o qué características necesitas pulir un poco. En ese sentido, las quejas o críticas de tu pareja pueden ser constructivas si estás dispuesto a tenerlas en cuenta. Por supuesto, tu pareja no siempre tendrá razón al quejarse de algo o pretender que cambies algo, pero en otras ocasiones sí tendrá razón o parte de razón, y si eso te empuja a cambiar y ser mejor, la relación puede ser muy enriquecedora.

Si, además, tú y tu pareja habláis de vuestras necesidades, miedos y expectativas, empezaréis a conoceros mucho mejor, podréis hacer ciertos ajustes que consideréis necesarios y construir una relación mucho más sana y satisfactoria.

registrarse
Parti   Participa en nuestras redes sociales!

        google
 facebook

Powered by OneBigBroadcast Community Content Marketing Platform (a WebStager company) Custom Creative Design by WebStager.com